La tecnología de la información es un servicio ¡Y eso es una gran noticia!

Por Gilles & Marie Concordel
Fundadores de Tutator
noviembre 8, 2022
0 Comentarios

Los viejos tiempos, los de la famosa "caja de MS Office"

Estoy seguro de que la mayoría de ustedes aún recuerdan cuando íbamos a una tienda de software y comprábamos una docena de licencias de, por ejemplo, Microsoft Office, cada una en una caja con un CD o DVD para el código y un lujoso holograma destinado a materializar la licencia real para usar dicho software.

Por aquel entonces, para poder acceder a un conjunto de funcionalidades deseadas, había que pagar una fuerte cuota única por adelantado. Y, por cierto, como muchas funcionalidades diferentes se agrupaban (por motivos de empaquetado/línea de productos), acababas con un montón que no necesitabas realmente.

Este enfoque no se ajustaba a los productos de "propiedad intelectual". De hecho, procedía del mundo "material". En efecto, cuando se compra una mesa, se paga el precio por adelantado, se recibe un artículo físico y se es dueño de él de forma permanente, sin más interacción con el vendedor (omitiré aquí la noción de garantía, que sólo retrasa el proceso uno o dos años). Esta mesa se utilizará tal cual durante años.

Ahora, los servicios de software como suscripción

Ahora, para acceder a un conjunto de funcionalidades, primero te suscribes a un servicio que se considera que ofrece lo que quieres. A veces (pero cada vez menos con el tiempo...) se descarga un software que luego hay que actualizar regularmente.

Como ves, ya no compras un software, sino que te suscribes a un conjunto de funciones/servicios que a veces requieren que te descargues algún software.

No es exactamente lo mismo. Eso sí, es mucho más coherente no sólo con tus necesidades (¿alguna vez ha sentido la necesidad de poseer un software, de verdad?) sino también con la naturaleza de lo que se ofrece. Esperas algo que funcione siempre que lo necesites, aunque tu necesidad cambie ligeramente (nuevo teléfono, nuevo ordenador) y el valor que te aportará también se materializará cada vez que lo uses.

Noción de ciclo de vida y actualizaciones

Antes, el código de "Microsoft Word" que comprabas seguía siendo el mismo durante todo el tiempo que lo tenías. Y, debido al elevado coste de adquisición de la nueva versión, lo normal es que te quedes con la antigua durante mucho más tiempo del razonable, privándote así de nuevas funciones muy importantes.

Hoy en día, no hay una semana sin que se produzca una actualización (en muchos casos significativa) de las herramientas que utilizamos. Solo hace falta ver el smartphone y la frecuencia con la que se actualiza cualquier aplicación.

Ver la tecnología de la información como un servicio al que te suscribes y que tienes disponible siempre que lo necesitas, es la nueva norma.

Las tiendas de software invertirán en el desarrollo del producto inicial y luego recuperarán su inversión a través de suscripciones que cubrirán la amortización de la inversión inicial, la prestación de apoyo técnico y la actualización de la solución de software para mantenerla al día.

Este modelo de negocio alinea tus intereses y los suyos: se benefician de ofrecerte servicios constantes de alta calidad y de actualizar su plataforma para mantenerla al día con respecto al mercado. Si lo consiguen, tendrán un gran número de clientes que les ayudarán a recuperar su inversión rápidamente.

Es una nueva forma de ver las tecnologías de la información

¡Pero este modelo de negocio también se alinea con tus intereses!

De hecho, ahora hay que pensar en ello como un "coste de hacer negocios", "coste recurrente", NO como "inversión" y "amortización".

La buena noticia es que cada vez más donantes/cooperantes son conscientes de la importancia de una infraestructura informática adecuada, no sólo para el éxito de sus proyectos, sino también para el impacto y las lecciones aprendidas. Así que, al igual que tu presupuestas los costes de combustible asociados al proyecto, ahora puedes incluir el coste de disponer de la infraestructura informática necesaria para el mejor funcionamiento de tu proyecto.

Así, no sólo no tendrá que buscar fondos de inversión (normalmente muy difíciles de encontrar), sino que cada vez más podrá incluir en el presupuesto del proyecto los costes recurrentes de esta infraestructura.


Escrito por
Gilles & Marie Concordel
Después de una primera carrera como ingenieros en Silicon Valley en los años 90, pasamos a centrar nuestra energía y talento en proyectos sociales. Visitamos muchos proyectos de desarrollo en varios países y descubrimos que podemos aprovechar nuestra perspicacia comercial y nuestros conocimientos técnicos para aportar valor al espacio de desarrollo internacional.

Compartir esta información en:

Lo mas reciente

septiembre 10, 2021
By Gilles & Marie Concordel

CONOCE NUESTROS PROYECTOS